Me gustaría abrir un nuevo blog dedicado a deconstruir las palabras y frases del idioma de los ONGs. Dos de las frases más abusadas son ‘transnacional’ (en inglés, transnational) y ’empresario social’ (social entrepreneur).

Si hay comunicación o inmigración o transacciones entre dos países, eso no es trans-nacional, es inter-nacional. Transnacional se refiere a algo que trasciende el concepto de la nación. Hay pocos ejemplos de grupos, y organizaciones que son realmente transnacionales. Casi todos tienen su base, su oficina. Pero es una de las palabras favoritas de las ONGs.

Un empresario social es alguien con una proyecto de cambio social con un modelo de sustentabilidad. Osea, ingresos. Roger L. Martin y Sally Osberg de la Universidad de Stanford han publicado un ensayo que explica lo que es y lo que no es un empresario social. Al igual que transnacionalismo, hay pocos ejemplos concretos de empresarios sociales. El ejemplo más citado es Muhammad Yunus del Banco Grameen, pero el ensayo incluye otros ejemplos también. El punto es, si un proyecto no tiene ingresos, si tiene que seguir buscando financiamiento para continuar, no es un proyecto social-empresarial.

Cuando ciertas palabras llaman la atención de los medios masivos (como ‘genocida’ y ‘crisis’) son repetidos tanto que pierden su significado. De la misma manera, cuando ciertas palabras llaman la atención de las fundaciones que apoyan los ONGs, las dichas palabras pierden su significado.

%d bloggers like this: